Saltar al contenido

El Gobierno de España no va a suprimir servicios de transporte en ningún municipio de La Rioja

  • Reclamamos al PR que deje de hablar de forma despectiva de nuestra región y se sume a los proyectos que modernizarán y transformarán La Rioja
  • Ningún riojano ni riojana se quedará sin servicio de transporte

Con respecto al nuevo Mapa Concesional del transporte de viajeros regular por autobús, el PSOE aclara que es un borrador en el que se está trabajando actualmente, y en todo momento se garantizará el mantenimiento de todos los servicios en la comunidad autónoma, a través de la actualización del sistema concesional de autobuses de competencia estatal y su coordinación con los mapas autonómicos correspondientes.

Los socialistas de La Rioja quieren transmitir un mensaje de tranquilidad a la ciudadanía y reiterar que nadie se va a quedar sin autobús y el Estado no va a suprimir estos servicios. Pedimos al PR que confíen en La Rioja, que dejen de hablar mal de nuestra tierra, y contribuyan a la dinamización e impulso que el PSOE está haciendo fuera de nuestras fronteras.

El documento inicial que se ha compartido con las Comunidades Autónomas es una primera versión, por lo que no se puede dar a entender que los ciudadanos se van a quedar sin servicio. De hecho, el objetivo es el contrario: que, con el trabajo conjunto de las diferentes Administraciones, el autobús pueda atender a más personas, con mejores precios, servicios y tiempos de viaje más competitivos.

Así, el nuevo mapa concesional en el que trabaja Mitma es una evolución necesaria para que este modo de transporte sea aún más efectivo, cómodo y competitivo en este tipo de viajes respecto al coche privado, y lo haga dando respuesta a las necesidades del ciudadano, potenciando la interconexión con las redes autonómicas de transporte por carretera y respetando así el actual marco competencial.

Para ello es fundamental avanzar en la digitalización de la que hoy disponemos y en la interconexión de las distintas redes de transporte, a través de los nodos de intercambio que faciliten al ciudadano el acceso sencillo y homogéneo a la oferta global de transporte, mejorando sus posibilidades de movilidad.

Este nuevo enfoque requiere que la actual colaboración con las comunidades autónomas para coordinar las redes de ambas administraciones. En este sentido, se ha optado por un proceso de definición del mapa totalmente participativo, manteniendo por ejemplo reuniones con las comunidades autónomas, con el sector, organizando talleres de trabajo con la participación de empresas, sindicatos etc, o elaborando cuestionarios para el envío de comentarios y sugerencias, y especialmente poniendo a disposición la documentación técnica correspondiente que se ha enviado específicamente a los departamentos autonómicos responsables para analizar tráficos, paradas etc, en un trabajo conjunto habitual entre ambas administraciones.

Un enfoque transparente y basado en la cooperación y la “escucha activa”, para que puedan formular las observaciones que consideren adecuadas y que posteriormente se someterá a información pública general, una vez se complete esta primera fase con las administraciones implicadas.

En suma, el nuevo mapa concesional deberá entenderse como una parte del sistema global en necesaria conjunción con los respectivos mapas de cada comunidad autónoma, que se complementarán, para dar la capilaridad al resto del territorio.