El Gobierno de Pedro Sánchez hará realidad la variante de Rincón de Soto después del fiasco del PP

Comparte esto:
  • La gestión ‘popular’ en materia de infraestructuras se ha caracterizado por la desidia y el olvido, como en el caso de la Ronda Sur, cuando prometieron 22 millones entre 2017 y 2018 que nunca se invirtieron

Logroño, 24 de agosto de 2021.- El PP de La Rioja vuelve a llegar tarde y mal en sus peticiones y exigencias en torno a las infraestructuras riojanas, después de mantener una postura de incomprensible olvido y conformismo durante sus legislaturas. En esta ocasión, el PP llega con más de seis años de retraso en sus peticiones en torno a la variante ferroviaria de Rincón de Soto después de que fuera el mismo Pedro Sanz el que aseguraba que su construcción sería una realidad “a lo largo del 2015”.

El impulso que los gobiernos socialistas están ofreciendo a las infraestructuras riojanas es indiscutible. E igualmente indudable es que será un Gobierno socialista el que haga por fin realidad la alta velocidad en La Rioja con la Variante de Rincón de Soto, tras años de desidia y olvido de gobiernos del PP que se tradujeron en el fiasco de proyecto tanto en materia de velocidad como ambiental que ahora solucionará el Gobierno de Pedro Sánchez.

Más aún, causa sonrojo escuchar al PP hablar de engaño a los riojanos en materia de infraestructuras cuando, por ejemplo, se dedicó a presupuestar 22 millones de euros en la Ronda Sur entre 2017 y 2018 para no invertir finalmente ni un euro. De hecho, tuvo que llegar el Gobierno de Pedro Sánchez para poner esta obra en marcha. Se trata del mismo PP que años tras año engañaba a los riojanos inflando los Presupuestos de La Rioja con unos supuestos ingresos del Estado por el efecto frontera que nunca llegaron -un total de 270 millones de euros-.

Esta es la gran diferencia entre los gobiernos del PP y los gobiernos socialistas. Mientras que el PP se dedicaba a prometer para después incumplir, el Gobierno de Pedro Sánchez no sólo cumple sus compromisos, sino que ha llevado a La Rioja al periodo de mayor licitación de obras de la historia de la Comunidad. Sirva como ejemplo actuaciones como la remodelación del enlace de Entrena, la rehabilitación del firme en varios tramos de la N-111 y N-11, la supresión de cuatro pasos a nivel ferroviarios o el estudio de las necesidades de la AP-68 que volverá al Estado próximamente gracias a los ejecutivos socialistas frente a la hipoteca que dejó el PP a los riojanos. O, por otro lado, el avance de las obras de la Ronda Sur, licitada en enero de 2019, o la licitación ese mismo año del tramo entre Santo Domingo de la Calzada y Villamayor del Río de la Autovía del Camino de Santiago A-12.