PODEMOS y PSOE presentan una reforma de la Ley de Servicios Sociales de La Rioja

Comparte esto:

Ana Santos y Natalia Rodríguez, por los grupos parlamentarios Socialista y Podemos respectivamente, acompañadas por representantes de los colegios profesionales de psicología, educadores sociales y trabajo social, así como por la asociación de integradores sociales y la Marea Naranja, han presentado hoy en el Parlamento de La Rioja la reforma de la Ley de Servicios Sociales que registró Podemos y a la que ha sumado su firma el PSOE. La reforma legal supondría el establecimiento de una Ratio Mínima Obligatoria para los técnicos de atención primaria de Servicios Sociales, al igual que ocurre en otros sectores, como policía, profesorado o sanidad, y que en opinión de los proponentes supondría un importante avance para mejorar la calidad de estos servicios.

La diputada socialista, Ana María Santos ha recordado que El Gobierno de La Rioja eliminó en el año 2011 la ratio de profesionales de Trabajo Social, que incluía una dotación mínima de un trabajador social por cada 4.000 habitantes, y que además lo hizo sin motivos objetivos, dejando desde entonces la atención social al libre criterio y la subjetividad de la Administración. “El PSOE ha intentado, año tras año, devolver a la Ley de Servicios Sociales lo que se le usurpó por la puerta de atrás y sin ningún debate parlamentario”, ha manifestado Santos. Para la diputada socialista, la falta de ratios da lugar a un desequilibrio territorial en el que la atención social y la puerta de acceso a los derechos sociales es diferente para los riojanos y riojanas según la localidad de residencia y está sujeta a la importancia otorgada caso a caso por cada Ayuntamiento.

Por su parte, la diputada de Podemos, Natalia Rodríguez, ha insistido en que los Servicios Sociales tienen que dejar de ser el patito feo del Gobierno de La Rioja, que salen a escena en los debates electorales pero que se esconden en los debates sobre presupuestos. “Queremos unos Servicios Sociales dirigidos a toda la población, que sirvan para la detección y atención de la violencia machista, para atender las situación de dependencia o para intervención con las personas sin hogar, por poner solo tres ejemplos que mejoran la vida de la gente”. Rodríguez también ha detallado la utilidad de la reforma legal que proponen: “Si los profesionales de otros sectores tienen una ratio mínima, y está bien que la tengan, ¿por qué no lo tienen los profesionales de los Servicios Sociales? No es de recibo que La Rioja no tenga ningún integrador social y sólo cuatro psicólogos”, ha repasado Natalia Rodríguez

La reforma de la Ley de Servicios Sociales propuesta por Podemos y PSOE, establece una dotación mínima profesional, que se implementará progresivamente hasta 2023, que incluye un trabajador social por cada 3.000 habitantes – antes de 2021 –, 1 educador social por cada 6.000 habitantes, 1 integrador social por cada 15.000 habitantes y un psicólogo por cada 20.000 habitantes. También se tendrán en cuenta para fijar el número mínimo de profesionales variables cualitativas como la dispersión geográfica, la densidad de atención, el porcentaje de población inmigrante y de minorías étnicas, así como la tasa de dependencia y el nivel de pobreza y de exclusión social.

Por parte del Colegio Oficial de Psicólogos, Pilar San Vicente ha declarado que “ven necesaria la figura del psicólogo dentro de la intervención social y que haría falta triplicar la cifra de profesionales, ya que atendemos a personas con mucha vulnerabilidad”, por lo que ha reconocido la necesidad de la propuesta y ha mostrado el apoyo de su colegio. Marta Alguacil, presidenta del Colegio Oficial de Trabajo Social, ha expresado que su colectivo quiere estar presente en esta ley porque supone un logro para las aspiraciones de los trabajadores sociales asegurar unas ratios mínimas: “esto supone afianzar la figura del trabajador social como figura de referencia que pueda prestar una atención homogénea y de calidad”. Jesús Alonso, Presidente del Colegio Profesional de Educadoras y Educadores Sociales ha agradecido que se cuente con los colectivos para este tipo de iniciativas, y ha manifestado que “necesitamos instituciones sensibles que apuesten por las políticas sociales y que amplíen el espacio profesional, para poder crear redes de colaboración que redunden en beneficio de la sociedad”. Para concluir, Alberto Arancón, Presidente de la Asociación de Integradores Sociales, ha querido poner en valor el consenso suscitado por esta propuesta de ley, que propone el sistema multidisciplinar para mejorar la calidad de la atención de los Servicios Sociales, lo que facilita una mayor calidad de vida de la gente de La Rioja, “Esta es una ley dirigida no sólo a los técnicos, sino a las personas”.

Tanto PSOE como Podemos han coincidido en señalar que esta propuesta de ley se trata de una apuesta “fuerte e importante que garantiza una atención social de calidad en La Rioja”, con la que se pretende superar el modelo asistencial del Partido Popular que solo minimiza los problemas de la gente, para dirigirse a un “verdadero modelo de Servicios Sociales que mejore la calidad de vida de la ciudadanía, combatiendo desde la raíz las causas que provocan la exclusión social y trabajando por la prevención”.